top of page
  • Foto del escritorAldo Duzdevich

“No somos putos, no somos faloperos”: cómo eran las rígidas normas sexuales del ERP y Montoneros.

Influidos por las reglas que estableció la guerrilla cubana, que perseguía homosexuales con la ley penal, era misógino y no aceptaba a los hippies, los líderes de las organizaciones armadas argentinas sumaron a ese credo su propio origen de clase, católico y machista. Los duros castigos del Código de Justicia Revolucionaria de los Montoneros y la advertencia en el ERP a Santucho por una infidelidad

Ver la nota completa aqui:


8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


bottom of page